Categorías
Deportes

¿Antes de entrenar sientes tanta flojera que deseas mejor regresar a cama y descansar?

La mente tiene un poder muy fuerte en tus decisiones, tanto que puede hacerte cambiar de opinión al instante.

Asimismo, la mente puede influir en tu estado de ánimo, lo que en todo caso, puede provocar que no desees entrenar.

Es muy importante mentalizarte en cada momento sobre los enormes beneficios que le da a tu cuerpo la práctica de un ejercicio, para que tu mente no juegue contigo y te permita desistir.

Es posible que tu flojera surja porque tienes en un concepto el ejercicio como algo pesado o difícil, lo cual te agota incluso cuando lo piensas.

Tal vez una clave importante sea cambiar el chip ver el ejercicio como algo que nos hará sentirnos bien, y en un futuro (¿por qué no?) vernos mejor.

Recuerda que todo es mental, y nadie más que tú debe hacer el esfuerzo por lograr lo que tanto anhelas. La actitud y el estado de ánimo se generan a partir de un pensamiento.

Pero, ¿qué hago para motivarme antes de hacer ejercicio?

• Piensa en lo bien que te sentirás (y verás) después de haber entrenado

• Descansa lo suficiente

• Visualiza el deporte como algo divertido

• Escucha música que te motive a hacer ejercicio

• No te hace falta buscar a nadie para motivarte, ASEP TEAM tu motivación.

Deja un comentario